Más de 500 comercios locales participarán a partir de este lunes en la campaña ‘Aquest estiu… frescoreta mediterrània’ para fomentar el comercio de proximidad que premiará con bolsas de tela de ‘llengües’ mallorquinas y abanicos a los clientes que más frecuenten el pequeño comercio de Mallorca.

Esta campaña, que durará hasta el 31 de julio, se llevará a cabo en los municipios de Andratx, Lloseta, Llucmajor, Muro, Sa Pobla, Santa Maria del Camí, Sencelles, Sineu y Son Servera, según ha indicado el Consell de Mallorca.

Así pues, cada vez que un cliente realice una compra en uno de estos comercios, obtendrá un número determinado de sellos que se podrán canjear posteriormente en las oficinas de los ayuntamientos adheridos por un total de 530 bolsas de tela de ‘llengües’ mallorquinas -se obtendrá una por cada 15 sellos- y 4.000 abanicos -se conseguirán cada seis sellos- con dos tipos diseñados por Melicotó.

El conseller de Economía y Hacienda del Consell, Cosme Bonet, ha afirmado que «el pequeño comercio de Mallorca es un disparo identitario de nuestra Isla y aporta valora añadido». De ahí sus esfuerzos por promocionar el comercio local de Mallorca con esta campaña y la artesanía de la tierra.

Por su parte, el presidente de Pimeco, Bernat Coll, ha dicho que quieren que «la gente de los pueblos se mueva por dentro del pueblo y compre a los comercios locales» con la intención de acercar el pequeño comercio a los clientes.

Fuente: Mallorca Diario