Saltar al contenido

¿Apocalipsis? España sumará más de 650.000 nuevos metros de centros comerciales hasta 2021

Se prevé la apertura de diecisiete nuevos complejos, según la Asociación Española de Centros y Parques Comerciales (Aecc).

 

¿Apocalipsis Retail? No en España. Mientras desde Estados Unidos y Reino Unido suenan trompetas apocalípticas en el sector del retail, el mercado español se prepara para una nueva oleada de proyectos de centros comerciales. En el próximo trienio, se prevé la puesta en marcha de 17 nuevos complejos en el país, que añadirán más de 650.000 nuevos metros cuadrados a la red comercial española, según datos de la Asociación Española de Centros y Parques Comerciales (Aecc).

Actualmente, en España hay 563 centros comerciales que suman un total de 34.000 tiendas. La mayoría, 138 en total, son pequeños, de entre 5.000 metros cuadrados y 20.000 metros cuadrados. Le siguen los medianos (120 complejos) y las galerías comerciales fundamentadas en un hipermercado (98 centros).

En el último año, se abrieron en el mercado español ocho nuevos centros, con una superficie bruta alquilable de 233.694 metros cuadrados. Entre los nuevos previstos, el mayor es Lagoh, promovido por Lar España Real Estate Socimi, que abrirá en Sevilla este año.

 

Otras grandes ciudades como Madrid (X-Madrid, de Merlin Properties) o Zaragoza (Torrevillage, impulsado por la familia propietaria de Pikolin) también acogerán grandes desarrollos, si bien la nueva superficie comercial se extenderá también a localidades medianas y pequeñas como San Cibrao das Viñas (Ourense), Carcaixent (Valencia) o Camargo (Santander).

¿Por qué ha logrado España escapar del Apocalipsis Retail? Según Javier Hortelano, presidente de la Aecc, porque en el mercado español no se da la “tormenta perfecta” que sí vivió Estados Unidos.

 

“En primer lugar, nuestro parque es mucho más moderno: el 65% de los centros comerciales en España son posteriores a 1998, mientras que en Estados Unidos el 50% son anteriores a 1968”, subraya el ejecutivo.

Además, la densidad comercial en la primera potencia mundial es cinco o seis veces mayor a la media europea, y el comercio electrónico se ha desarrollado a mucha mayor velocidad. Mientras, en España, el ecommerce representa por ahora sólo un 5% de las ventas online, en Estados Unidos la cota asciende al 15% y en Reino Unido, al 17%.

Con todo, Hortelano subraya que “el sector es ya maduro” y que se verá impactado por la desaceleración del consumo, la incertidumbre, y la transformación que atraviesa el retail. “Los inversores están cautos y las ventas es probable que desaceleren el próximo año, en línea con la evolución de la economía”, apunta.

Fuente: modaes.es

AGECU