El objetivo de la asociación es llegar a todas las tiendas abiertas que las necesiten «para proteger el trabajo a pie de mostrador»

La Asociación de Comercio, Hostelería y Servicios de Irun Mugan está repartiendo viseras protectoras entre los pequeños comerciantes de productos esenciales que abren cada día sus tiendas. Desde que se decretó el estado de alarma por la crisis del Covid-19, Mugan ha sido consciente de que muchos comercios que debían estar abiertos «tenían dificultades para conseguir material de protección para ejercer su actividad y poder atender con garantías de seguridad a todos los ciudadanos», señalaba ayer el gerente de la asociación, Tomás Maeztu.

Por este motivo, Mugan solicitó «a diferentes instituciones» el material necesario para que los comerciantes pudieran ejercer su actividad con todas las garantías de seguridad. «Al no recibir protecciones especificas, ya que la prioridad ha estado y está en proveer a los centros sanitarios que se encuentran en situación real de escasez de material, cada comerciante ha tenido que buscarse la vida, nunca mejor dicho, para atender a todos los clientes e implementar las medidas de contención que las autoridades sanitarias han ordenado», añadía Tomás Maeztu.

Durantes estas semanas, han sido muchos los comerciantes que han comunicado a la asociación sus problemas para conseguir el material de higiene y prevención necesario, como mascarillas, guantes o geles desinfectantes.

«Las pequeñas tiendas de barrio están haciendo un gran trabajo para que no nos falte nada y para ofrecer seguridad a todos»

«Los pequeños comercios interesados en las viseras pueden contactar con Mugan en la dirección info@mugan-irun.com»

«Ante esta situación, nos pusimos en contacto con una red de makers de San Sebastián y gracias a su colaboración se han podido imprimir en 3D viseras anti-salpicaduras, mediante un modelo protector validado por el propio personal sanitario», explicaba el gerente de Mugan. Las viseras están confeccionadas «con materiales aptos para una rápida desinfección con alcohol 70% o agua y jabón». Ya se han empezado a entregar en los comercios las primeras viseras solicitadas. El objetivo de Mugan es «poder llegar a todos los establecimientos de Irun que están abiertos y que las necesiten para proteger su trabajo a pie de mostrador». Si todavía hay comercios interesados en conseguir estas viseras anti-salpicaduras se pueden poner en contacto con Mugan en la dirección info@mugan-irun.com

La asociación de comerciantes destacaba ayer «el gran trabajo que están desempeñando las pequeñas tiendas de proximidad, las del barrio, las de toda la vida para que no falte de nada a los ciudadanos», así como «el esfuerzo que están realizando con las medidas de prevención para ofrecer seguridad total en las compras diarias a todos».

La Asociación de Comercio, Hostelería y Servicios Mugan se mantiene en activo para informar, asesorar y apoyar a todos los pequeños negocios de la ciudad que lo necesiten en el teléfono 943 622429 y en la dirección info@mugan-irun.com

Fuente: Diario Vasco