Más optimismo que pesimismo entre los pequeños empresarios

El mundo ha cambiado. La crisis del coronavirus marcará un antes y un después en la sociedad contemporánea. Las empresas españolas deberán asumir nuevos retos, especialmente las pymes y los autónomos, cuyo proceso de digitalización se ha acelerado sensiblemente.

Todo ello va ligado al cambio de comportamiento por parte de usuarios y consumidores. Según American Express, el 64% de los pequeños comercios ha percibido un cambio de actitud en los consumidores. Como dato positivo, cabe reseñar que la percepción de los empresarios es que la sociedad está apoyando –por lo general- al comercio local.

Pero sin lugar a dudas, el reto más primordial y urgente para todos los empresarios españoles es el de la recuperación de sus ingresos. En este sentido, y según dicho informe, un 43% de los negocios locales se muestra confiado en poder recuperar su volumen de ventas previo a la crisis antes de que finalice el año-

Del mismo modo, un 16% considera que no volverá a la normalidad hasta entrado el 2021, mientras que un 30% de los propietarios encuestados tiene temor a que su negocio no vuelva a tener suficientes clientes como para que su reapertura le sea rentable.

Además, un 58% de estos empresarios considera que los consumidores seguirán comprando físicamente a pesar del virus.

Apuesta por lo local

Con todo ello, American Express ha decidido apostar por su campaña ‘Shop Small’, una inversión que ha calificado como “muy importante” a nivel global en distintos mercados.

La compañía pretende incentivar el gasto de los titulares de sus tarjetas de crédito en los comercios locales y apoyar de este modo “a los que han sufrido el impacto del cierre de sus establecimientos”.

“Todos queremos ver de nuevo la actividad comercial en nuestras calles, razón por la cual hemos lanzado nuestra campaña Shop Small, ofreciendo a los compradores una razón más para visitar los negocios locales y apoyarles en estos momentos”; ha comentado Juan Orti, presidente y consejero delegado de American Express en nuestro país.

Fuente: Cinco Días