Un estudio de GFK trata de analizar los cambios que el confinamiento ha traído en relación con el consumo de internet y qué tendencias disparadas durante el estado de alarma se mantienen.

Durante el estado de alarma, con la mayoría de la población española confinada, el consumo diario de internet creció hasta los 208 minutos por persona, un 25% más que en la etapa previa, unos 40 minutos más diarios por persona y día. En la actualidad, aunque el tiempo de consumo se ha reducido hasta los 169 minutos diarios, la media sigue siendo casi un 3% más que a comienzos de año. Son datos de un estudio desarrollado por GfK.

En la etapa anterior al confinamiento la media del consumo diario de internet se situaba en 165 minutos diarios, de los que136, es decir, más de 2,16 horas, se consumían a través del smartphone, según el informe «Escenario Digital Post-Covid», un estudio multidispositivo que utiliza tecnología single source, que fue presentado en rueda de prensa virtual por los antiguos fundadores de la consultora nPeople, David Sánchez y Rosario Borrego, incorporados el pasado mes de julio a la empresa de investigación. El estudio trata de analizar los cambios que el confinamiento ha traído en relación con el consumo de internet y qué tendencias disparadas durante el estado de alarma se mantienen.

Por ejemplo, dentro de lo que se conoce como cocooning, es decir, la mayor preocupación por hacer del hogar un espacio confortable (como consecuencia clara del confinamiento), los españoles consumen más medios y entretenimiento que nunca (un crecimiento del 26% durante el estado de alarma y del 3% en la actualidad respecto a principios de año) y también más televisión, pero no de la forma tradicional, saliendo reforzadas las plataformas de VOD (video on demand) como Netflix, HBO y Amazon Prime.

De la misma forma, el interés en la categoría Hogar y Decoración crece un 10% en la ‘nueva normalidad’ y las plataformas de Delivery (como Glovo, Just Eat y Deliveroo, entre otras) aumentan en un 17% su cifra de usuarios únicos. 

También crece el interés por las plataformas de dating, que se utilizan un 9% más y por los contenidos de moda, que aumenta un 5%.
Las videollamadas, que durante el confinamiento duplicaron el tiempo dedicado por los españoles, hasta los 66 minutos diarios, con grandes protagonistas como Zoom y Microsoft Teams, siguen muy presentes y, en la actualidad, copan una media de 50 minutos al día, un 43% más que antes de la pandemia, con 800.000 usuarios diarios nuevos.

Respecto al comercio electrónico, más del 10% de los compradores online lo hicieron por primera vez durante el confinamiento, un número que permanecerá, indican los responsables del informe. Cuatro de cada diez compradores adquirieron productos en tiendas en las que no lo habían hecho antes y, a pesar de las cada vez más diversas opciones de compra, los grandes players como Amazon y AliExpress han visto crecer sus ventas en confinamiento y lo siguen haciendo ahora. El éxito de los gigantes del e-commerce se debe en parte al cambio de las prioridades de compra de los consumidores, señalan: mientras que en el estado de alarma primaron las compras búnker, es decir, de productos de primera necesidad como alimentación (37%), higiene (38%) y farmacia (25%), a medida que se fue aliviando adquirieron más relevancia las compras hedonistas como moda (40%), comida a domicilio (25%) y decoración (23%).

Fuente: Marketing News