El comercio asturiano rechaza el cierre de sus negocios y pide «una fase 1»

«Disgusto y sorpresa». Esa es la sensación que tienen desde esta mañana los propietarios de comercios en Asturias al enterarse de que, a partir del miércoles, tendrán que cerrar sus puertas. «Nos hunden la campaña de Navidad sin que en nuestros locales haya habido ningún brote de covid». Así lo aseguraron fuentes de la Unión de Comerciantes del Principado, que mañana trasladarán al Gobierno regional una petición clara «que no nos cierre. Queremos que implante una fase 1, es decir, que los comercios de menos de 300 metros cuadrados podamos abrir, aunque sea con restricciones del aforo».

El encuentro, convocado de urgencia tras la rueda de prensa en la que el presidente Adrián Barbón anunció el cierre de todas las actividades no esenciales y la petición de confinamiento en Asturias durante quince días, tendrá lugar mañana. «Les dejaremos claro que no tiene sentido cerrar los negocios, ya que hemos demostrado que cumplimos con todas las normas sanitarias y de seguridad».

Recuerdan que «estamos hablando de 17.000 empleos en riesgo», ya que «después del confinamiento de marzo, la campaña de Navidad iba a ser un gran salvavidas».

El enfado se incrementó a lo largo de la jornada, al ver las largas colas en los centros comerciales, hoy abiertos pese a ser festivo. «Volvemos a repetir los errores de marzo», aseguraron. En caso de que el Principado no excluya al pequeño comercio del cierre, desde la Unión de Comerciantes del Principado se pedirán «ayudas directas al sector».

Fuente: El Comercio

Etiquetas: