BBVA Research prevé que el gasto de los hogares crecerá un 6% en 2021 y se acercará al 7% en 2022 tras el desplome sufrido en 2020

El consumo de los hogares ha comenzado a repuntar con fuerza desde marzo y más que lo hará gracias al progresivo levantamiento de las restricciones, al fin del estado de alarma y al avance en la vacunación, por lo que las perspectivas para el conjunto del año son «favorables». Así lo constata el Informe ‘Situación Consumo’ elaborado por BBVA Research, que advierte sin embargo de que no se logrará volver a los niveles precovid hasta mediados de 2022.

En el segundo semestre del año, la recuperación del consumo privado ganará tracción a medida que se acelere la vacunación, los fondos europeos Next Generation EU comiencen a impulsar la demanda y los hogares consoliden la absorción del ahorro acumulado en 2020. En este escenario, BBVA Research prevé para 2021 un crecimiento del gasto de los hogares del 6,1% y del 6,8% en 2022, lo que permitiría recuperar en la segunda mitad del próximo año los niveles previos a la crisis sanitaria. El repunte del consumo podría ser incluso mayor si las familias interpretan el sobreahorro como un incremento extraordinario de su renta en lugar de su riqueza financiera, precisa este organismo.

El pasado año el consumo de las familias se desplomó un 12,1% debido a la incertidumbre por la crisis sanitaria y a las medidas de distanciamiento social. La recuperación del gasto de los hogares, que se había moderado en los meses finales de 2020, se frenó en el primer trimestre de 2021, en el que el consumo se redujo un 1% trimestral debido al repunte de casos de la covid-19 y a la tormenta Filomena. Estos dos factores repercutieron, sobre todo, en las compras de bienes duraderos, que disminuyeron un 18,5% en el último semestre, mientras que el de bienes de primera necesidad y servicios apenas lo hicieron un 0,4%.

Demanda de coches

Asimismo, las matriculaciones de turismos podrían aumentar hasta superar 1,1 millones de unidades en 2022. Este sector aún sigue a medio gas. BBVA Research refleja en su informe que de enero a mayo se matricularon 360.000 turismos, lo que supone un crecimiento del 40% interanual respecto a 2020, pero un 36% menos que en el mismo periodo de 2019. Con ello, entre los países de la Unión Europea, solo Portugal habría registrado una caída de las matriculaciones respecto a 2019 mayor que la de España.

No obstante, para los próximos trimestres, BBVA Research prevé un repunte de las ventas de automóviles. La absorción de una parte del ahorro acumulado durante la crisis sanitaria, la disminución de la incertidumbre y el aumento esperado de la renta per cápita impulsarán la demanda de turismos. Así, las matriculaciones podrían crecer un 8% en 2021 hasta el entorno de las 920.000 unidades y un 24% en 2022 hasta superar 1.140.000.

Fuente: Diario Sur