El comercio minorista por Internet se redujo un 3,2% en octubre, aunque el empleo en el sector aumentó por sexto mes al subir un 1,9%

La crisis de suministros y energética, unido a la inflación y la incertidumbre sobre la recuperación podría seguir conteniendo el ahorro embalsado de los españoles (ahorro precautorio ante la incertidumbre) y ello está empezando a hacer mella en las ventas del comercio minorista, que han registrado su mayor retroceso interanual desde el mes de febrero.

Las ventas de este tipo de comercio, caracterizado por ser un negocio pequeño de origen familiar copado por pymes y micropymes, retrocedieron un 2,5% en octubre, su mayor descenso interanual desde febrero, lo que supone 2,7 puntos por debajo de la tasa de septiembre, tras acumular cuatro meses prácticamente estancadas.

Aunque la caída es a precios constantes, es decir, eliminando el efecto de la inflación, el análisis de los datos apunta a que la inflación y la ralentización económica estarían reteniendo ya el consumo de los españoles, con caídas en las ventas de las tiendas de productos de alimentación y equipos de hogar.

En la serie corregida, el avance interanual de las ventas del comercio minorista fue del -0,7%, frente al -0,1% del mes anterior, según los datos publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE). En términos mensuales (octubre sobre septiembre), el comercio minorista se anotó una caída de una décima en sus ventas, cuatro décimas inferior a la del mes anterior.

A pesar de la tendencia de estancamiento y la caída de octubre, las ventas del comercio minorista han aumentado un 3,7 en los diez primeros meses, sobre todo en estaciones de servicio (+12,1%), equipo personal (+16,7%) y del hogar (+12,8%), frente a la caída en alimentación (-1,1%).

Las ventas online caen un 3,2%

La caída de las ventas físicas en el comercio minorista en octubre ha ido aparejada a un retroceso de las ventas por Internet aún mayor, del 3,2% interanual, dejando atrás cuatro meses previos al alza.

De esta forma, el comercio online de los minoristas retornó a tasas negativas, como la merma del 6,7% en mayo, en el que fue su primer retroceso en más de seis años por el fin de las restricciones.

El presidente de la Confederación Española de Comercio (CEC), Pedro Campo, corroboró en declaraciones a Economía Digital la incidencia de este factor, si bien ya preveía que en los próximos meses esa diferencia interanual se atenuaría, tal y como ha sucedido.

En cualquier caso, desde CEC reclaman planes de digitalización para el comercio, especialmente orientados a la micropyme, que complementen y protejan al comercio físico

Las ventas de equipo personal despuntan

Los datos muestran que a pesar de la caída las ventas despuntaron en lo referido al equipo personal (+17,7%) y en las estaciones de servicio (+5,9%), mientras que las ventas de alimentación cayeron un 1,3% y los de equipo del hogar un 7%.

Por modos de distribución, las pequeñas cadenas fueron las que se anotaron la mayor subida, del 5,6%, seguidas de las grandes superficies, con un alza del 0,7%, frente a las caídas en empresas unilocalizadas (-4,6%) y sobre todo en grandes cadenas (-6,3%).

Las ventas bajaron en tasa anual en 14 comunidades autónomas en octubre, sobre todo en Asturias (-7,2%), Castilla y León (-5,9%) y País Vasco (-5,8%), mientras que solo subieron en tres regiones: Islas Baleares (+6,5%), Canarias (+2,8%) y Comunidad de Madrid (+1,9%).

El empleo crece un 1,9% pese a caer las ventas

La caída de las ventas no se tradujo en un retroceso del empleo, sino que, al contrario, se registró un alza del 1,9% en octubre, eso sí, una décima por debajo de septiembre.

En las estaciones de servicio subió un 2,8%, y remontó sobre todo en empresas unilocalizadas (+2,1%) y grandes superficies (+2,4%), en mayor medida que en las grandes cadenas (+1,2%) y las pequeñas cadenas (+1,8%).

El empleo del comercio minorista aumentó en todas las comunidades en tasa anual. Baleares (+5,2%), Comunidad Valenciana (+2,9%) y Aragón (+2,6%) se anotaron las mayores subidas. Cedieron en Melilla (-1%) y Ceuta (-1,2%).

Fuente: economiadigital