Beabloo, Ipsos y Google desvelan las nuevas exigencias del consumidor

Predecir el futuro en el retail es complicado, dada su naturaleza cambiante y acelerada con el coronavirus, pero en lo que coinciden cada vez más expertos es en que el camino pasa por la digitalización. 

“Pese a que las tiendas físicas siguen teniendo buena acogida, los consumidores exigen cada vez mayor comodidad en el proceso de compra, donde la tecnología jugará un rol clave en el futuro”, asegura el CEO y cofundador de Beabloo, Jaume Portell.

En este sentido, el estudio ‘La tienda del futuro’, elaborado por Ipsos, revela que el 47% de los españoles espera que en el futuro se empiece a impulsar la conectividad de las tiendas. Este informe establece que los compradores están “generalmente satisfechos” con su experiencia en las tiendas físicas, donde destacan la amabilidad y el conocimiento del producto por parte de los dependientes, sin embargo, cada vez piden más que el proceso de compra deje de ser un mero intercambio y se convierta en una experiencia.Jaume Portell: “Pese a que las tiendas físicas siguen teniendo buena acogida, los consumidores exigen cada vez mayor comodidad en el proceso de compra, donde la tecnología jugará un rol clave en el futuro”

“La tienda del futuro conseguirá cumplir todos estos requisitos. ¿Cómo? Con la incorporación de la tecnología y la inteligencia artificial (IA) en todo el proceso de venta”, añade Jaume Portell.

Otro de los aspectos que ha cambiado a raíz de la llegada del covid-19 es una mayor previsión en las compras. De hecho, cada vez más familias adelantan la búsqueda de sus regalos navideños. La cifra, según un estudio de Google y la consulta Ipsos, asciende hasta al 21% este 2021 en Europa, África y Oriente Próximo (EMEA, por sus siglas en inglés). “Tal y como podemos ver reflejado en este estudio de Ipsos y Google, un 37% de los consumidores, es decir, casi cuatro de cada diez, reconoce que el coronavirus influirá en su forma de comprar estas Navidades”, revela Portell.

La pandemia, además, ha creado una mayor conciencia social entre muchos compradores, y es que el 56% prevé aumentar el número de compras en pequeñas empresas locales para ayudarlas a sobreponerse del varapalo económico de la pandemia.

Fuente: revistainforetail