Pondrá fin al abandono y al sacrificio y reforzará las penas contra el maltrato

Se restringirá la cría a profesionales certificados y se limitará el número de camadas que puede tener cada hembra

Se prohibirá su uso en espectáculos y también ejercer la mendicidad valiéndose de ellos

El Consejo de Ministros extraordinario que se celebrará este viernes aprobará previsiblemente el anteproyecto de ley de derechos de los animales, que incluye numerosas novedades dirigidas a prevenir y evitar el maltrato animal, a reducir su sacrificio y a mejorar su bienestar para su posterior tramitación parlamentaria.

El borrador de la futura ley, que depende de la Dirección General de Derechos de los Animales, del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 está redactado desde el pasado 6 de octubre, pero ha permanecido en un cajón durante estos meses en los que desde Unidas Podemos han estado pidiendo su tramitación.

Fuentes de Podemos habían indicado a Europa Press semanas atrás que previsiblemente sería llevado al Consejo de Ministros después de la convocatoria electoral en Castilla y León que tuvo lugar el pasado domingo. Así, cinco días después de esos comicios, el proyecto de ley será sometido al escrutinio del Ejecutivo.

Se trata de la primera ley estatal que regula la relación con los animales de compañía y responde al «sentir de la sociedad», que «desde hace tiempo no tolera el maltrato, el abandono y el sacrificio de los animales».

Además, la ley impulsada por el departamento que dirige Ione Belarra responde al compromiso fijado en el acuerdo de coalición y supone un «avance» en el cumplimiento del mismo.

Este jueves Belarra ha confirmado que el anteproyecto de ley se estudiará este viernes en la mesa del Gobierno que abordará «dos de los grandes problemas» que hay en España con los animales: el abandono y el maltrato.

En declaraciones recogidas por Europa Press, la ministra ha expresado su confianza en que la nueva ley logrará luchar contra el abandono y acabar con el sacrificio animal, ya que prevé que las administraciones públicas potenciarán la acogida para que esa sea «la manera» de relacionarse con los animales de compañía.

NOVEDADES
  • El texto del Gobierno quiere prohibir la cría de mascotas a particulares, de modo que solo podrá ser efectuada por criadores profesionales y se limitará el número de camadas que puede tener cada hembra. 
  • Quedará prohibida la compra venta de animales en tiendas de mascotas, que tampoco podrán exhibirlos en sus escaparates.
  • En cuanto a los zoos prevé su reconversión en lugares de cría autóctona en cautividad, entre otras materias.
  • Otros de los objetivos de la norma son el «sacrificio cero» y el «abandono 0» y para ello la norma establece la creación de hasta seis registros estatales: de animales de compañía, de núcleos zoológicos, de criadores, de inhabilitados para pertenencia de animales, profesionales del comportamiento animal y de entidades de protección animal.
  • Contempla también la prohibición del uso de animales tanto en Cabalgatas de Reyes, en belenes vivientes, así como en procesiones y romerías y tampoco podrán ser objeto de espectáculos circenses.
  • Se prohíbe su uso de forma ambulante como reclamo
  • Queda prohibido ejercer la mendicidad valiéndose de ellos, así como someterlos a trabajos inadecuados o excesivos en tiempo o intensidad respecto a las características y estado de salud de los animales.
  • Se prohíbe el uso de pinchos, correas, collares y otros similares que ahorquen o aparatos eléctricos
  • No se autoriza el silvestrismo ni alimentarlos con vísceras, cadáveres y otros despojos.
  • Tampoco podrán ser premio de recompensa, rifa o promoción
  • Ni se podrá mantener permanentemente a los animales en terrazas, balcones, azoteas, trasteros, sótanos, patios y similares o vehículos.

Además, se pondrá en marcha un Observatorio Estatal de Protección Estatal, un registro de criadores, que serán los únicos facultados para vender animales, así como un registro de personas inhabilitadas para la tenencia animal.

El Registro Nacional de Inhabilitaciones para la Tenencia y Actividades relacionadas con Animales (RINTA) incluirá la identidad de personas físicas o jurídicas que estén inhabilitadas penal o administrativamente para el ejercicio de profesión, oficio o comercio relacionado con animales, así como para la tenencia de animales.

Al registro aportarán datos las comunidades autónomas, entidades locales y Ministerios respecto de resoluciones administrativas firmes por las que se inhabilite para la tenencia de animales, así como por el Ministerio de Justicia respecto de las personas condenadas en sentencia firme por la comisión de cualquier delito relativo a la protección de la fauna y animales domésticos.

Sacrificio y abandono ‘cero’ 

Otro de los aspectos controvertidos y que ha suscitado las críticas, entre otros de la Organización Colegial Veterinaria son las vías para lograr el sacrificio cero de animales, ya que el texto que propone el Gobierno de coalición quiere prohibir «expresamente» el sacrificio y únicamente se procederá a eutanasiar animales de manera justificada y bajo criterio y control veterinario para evitar su sufrimiento en caso de heridas incurables, por seguridad para las personas o animales o de la existencia de riesgo para la salud pública o causas medioambientales debidamente motivados normativa o científicamente.

La futura norma contempla asimismo el fin del sector de las granjas de visones, puesto que el reglamento sancionador que acompaña al anteproyecto prevé multas de 30.001 a 100.000 euros para la cría de visones para la obtención de su piel.

Fuente: Niusdiario