Las tiendas y grandes superficies afrontan sobrecostes por 1.774 millones entre nuevos impuestos, tasas, requisitos y recurrentes cambios de regulación

La Comisión de Competitividad, Comercio y Consumo (C4) de la patronal CEOE ha cifrado en 500 millones de euros anuales el sobrecoste que soporta el sector del comercio por las adaptaciones de los distintos establecimientos del ramo a la covid.

El portavoz de la C4 y director de Digitalización y Comercio de la patronal, César Maurín, explica a THE OBJECTIVE que los comercios se han tenido que adaptar a la problemática, las restricciones de distancia, las distintas normativas sobre los espacios exteriores, tuvieron que adquirir equipos de protección individual (EPI), cambiar sus protocolos de desinfección, dotar a su personal de mascarillas, a la clientela de gel hidroalcohólico, entre otras medidas.

Capacidad de adaptación

Maurín destaca la resiliencia del sector y su capacidad de adaptación y supervivencia. Se trata de un sector que representa el 13% del PIB y el 17% del empleo, y que mantiene un 77% de personal indefinido. Añade el directivo de CEOE que esos 500 millones son un coste adicional sobre otros que ya soportan, como los 1.800 millones anuales de merma para el sector por la «lacra» del hurto multirreincidente.

Además, explica que quien hoy quiera abrir un comercio se enfrenta a tener que cumplir con más de 3.000 normas si se suman las de carácter europeo, nacional, autonómico y local. «Es una heroicidad», apostilla. Porque el ramo también ha de sufragar tasas de residuos, el coste del nuevo régimen de los plásticos, las bolsas, o la regulación sobre gases fluorados, entre otras.

Celebra Maurín que el sector esté completamente comprometido con la sostenibilidad, con apuestas como la lucha contra el desperdicio alimentario, pero no deja caer en saco roto las cargas regulatorias que soporta y agravan sus costes.

Nuevos costes

En total, los nuevos costes del sector ascienen a 1.774 millones de euros, explica Maurín, entre las medidas anticovid, la sustitución de las bolsas de sección, los envases de plásticos no reutilizables, el aumento del IVA de las bebidas azucaradas, la tasa Sandach -sobre gestión de subproductos de origen animal-, el aumento del Arbitrio sobre las Importaciones y Entrega de Mercancías en Canarias (AIEM), la sustitución del plástico de un solo uso, la tasa de residuos posterior al IBI, el impuesto de gases fluorados, el tributo sobre bebidas azucaradas de Cataluña o el impuesto de próxima entrada en vigor sobre el depósito de residuos en vertederos.

El sector del comercio pierde 1.800 millones al año por los robos de mafias organizadas

El sector del comercio pierde 1.800 millones al año por los robos de mafias organizadas

Isabel Acosta

Manifiesta también la traslación gradual del comercio a un modelo más innovador, sostenible y digital, algo que ha retroalimentado la covid. «En España, la covid ha hecho más por la digitalización en seis meses que lo avanzado en los últimos seis años», zanja.

Logros en la interlocución

Por eso, Maurín ensalza que después de tres años de la creación de la Comisión de Competitividad, Comercio y Consumo (C4) en el seno de la CEOE, el sector ya habla por una sola voz, que agrupa a 220 miembros y un total de 124 empresas y organizaciones.

Las ventas del comercio minorista retornan a tasas positivas en abril al subir un 3,3%

Las ventas del comercio minorista retornan a tasas positivas en abril al subir un 3,3%

Europa Press

Gracias a esa portavocía única, la C4 ha logrado que una ley en tramitación en el Congreso contemple sus propuestas para sancionar con mayor dureza el delito de hurto multirreincidente. Entre los objetivos de la Comisión para este año está lograr la simplificación normativa, una mejor defensa de los intereses sectoriales, ahondar en los objetivos de desarrollo sostenible (ODS), mejorar el trato al consumidor, la economía circular, realizar observatorios de evolución del sector y lograr una mayor coordinación entre autonomías, ante la traba añadida que en España supone la fragmentación del mercado, que hace que a una misma empresa con establecimientos en distintas comunidades autónomas tenga diferentes regímenes en cada una de ellas.

Encuentros en distintas provincias

A tal fin apuesta por la capilaridad y por acercarse a los agentes del sector de distintas regiones. Ya ha celebrado un encuentro en Sevilla, y el 31 de mayo celebrará otro en Valladolid, al que seguirá un tercero en Zaragoza, explican desde la Comisión a TO. Entre los objetivos se encuentra el de mejorar la calidad de un sector comercial, como el español, que supera estándares europeos en eficiencia, adaptación y solidez.

Entre los integrantes de la Comisión se encuentra la Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución (Anged), la Asociación Española de Distribuidores, Autoservicio y Supermercados (Asedas), la Asociación Española de Cadenas de Supermercados (ACES) y la Asociación de Fabricantes y Distribuidores Aecoc.

Fuente: theobjective