La compañía china de moda ultra low cost ha superado a todos los grandes retailers por número de visitas y también a pure players como Asos o Zalando. Antes de la pandemia, no estaba ni el top 10.

Shein sacude el mapa del ecommerce de moda en España. El pure player chino de moda ultrarrápida y ultra low cost se ha colocado como la segunda plataforma de ecommerce de moda más visitada del país, según datos de Semrush.

En tráfico, sólo Decathlon puede hacerle frente, con 11,2 millones de visitas en abril. Pero mientras que el gigante galo del deporte ha reducido un 23,3% su tráfico en el último año, Shein lo ha aumentado un 29,6% en el mismo periodo.

En abril, la compañía china, que en 2017 apenas llegaba al medio millón de visitas (cuando Decathlon sumaba más de dos millones), alcanzó nueve millones de visitantes, el máximo desde que hay registros, sumando los dos dominios con los que opera en España (Shein.com y Shein.es).

Los ‘pure players’ Zalando y Asos son los que más han reducido su tráfico en el último año

Su rápido crecimiento se ha producido, como en el resto del mundo, a raíz de la pandemia. Antes del estallido del Covid-19, Shein estaba en el puesto número quince de las plataformas más populares.

El año pasado, entró finalmente en el top ten, y desde entonces no ha parado de crecer, batiendo a rivales como Zalando, Zara o Nike. Además, los datos muestran un trasvase desde la web española (Shein.es) a la global: mientras la primera contrajo sus visitas un 4,3%, la segunda las disparó un 47,4%.

El mayor descenso de la lista, con mucha diferencia, lo han protagonizado los otros dos pure players del ránking, En el último año, el tráfico de Zalando se ha desplomado un 42%, mientras que el de Asos se ha contraído un 23%.

De hecho, los últimos resultados de ambas compañías ya muestran un ligero agotamiento, después de un año de récord al calor de las restricciones al comercio físico motivadas por la pandemia.

Shein suma más de nueve millones de visitas a sus páginas web en España

Zalando cerró el primer trimestre con su primera caída trimestral de facturación, hasta 2.205 millones de euros, y en pérdidas, con un resultado neto negativo de 61,3 millones de euros. Asos, por su parte, regresó a números rojos en el primer semestre (finalizado el 28 de febrero), pese a aumentar su facturación un leve 1,4%.

Las cadenas de moda joven Springfield (propiedad de Tendam) y Stradivarius (de Inditex) protagonizaron las otras caídas de la tabla, con descensos del 9,1% y del 14,3%, respectivamente.

En cambio, los mayores ascensos, tras Shein, fueron los de Pull&Bear, con un alza del 16,8%, y de H&M, con un incremento del 15,8%. En términos absolutos, Zalando, Zara, Nike, H&M y Mango son los ecommerce más visitados de España.

Los datos de Kantar sobre penetración de los principales pure players del sector reflejan también el ascenso del grupo chino. La compañía señala que Amazon (que Semrush no analiza, ya que no es especializado), Shein y Zalando son los principales pure players del país en términso de penetración en España.

El gigante estadounidense fue utilizado por el 12,2% de los consumidores en 2021, frente al 12% del año anterior y el 8,5% de 2019. Por su parte, Shein pasó del 1,1% en 2019 al 3,4% de 2020 y el 6,8% de 2021, mientras que Zalando escaló del 2,5% en 2019 al 5,3% en 2020 y el 6,5% en 2021.

Pull&Bear y Springfield han protagonizado las mayores subidas de la tabla

Shein es uno de los mayores fenómenos de la moda de los últimos años. Apalancado en el big data y su cercanía con las fábricas en China, que le permiten fabricar prácticamente bajo demanda con flexibilidad y rapidez, y con unos precios de derribo, la compañía ha escalado hasta convertirse en uno de los mayores operadores en mercados como Estados Unidos.

La empresa, que lleva un año tanteando su salto a bolsa, ha pasado de facturar cincuenta millones de dólares en 2012 a 10.000 millones de dólares en 2020, lo que supone duplicar, de media, su facturación cada año. Para 2022, según previsiones de Morgan Stanley, podría llegar a 20.000 millones de dólares, convirtiéndose en la mayor marca de distribución de moda del mundo.

Fuente: modaes.es