El Ayuntamiento y la empresa Goggo Network presentan una prueba piloto que empezará a operar en septiembre.

¿Es un carro? ¿Un vehículo? ¿un cajón con ruedas? No, son robots y están dispuestos a convertirse en los nuevos ‘riders’ que circularán por las calles de Zaragoza en muy pocas semanas para encargarse del reparto a domicilio. Completamente eléctricos y autónomos, la empresa Goggo Network empezará los primeros ensayos sin mercancía este mes de agosto para operar a partir de septiembre.

En plena plaza del Pilar y rodeados de curiosos, el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, la responsable de Goggo Network, Yasmine Fage, y la concejal de Servicios Públicos, Natalia Chueca, han presentado este lunes este nuevo servicio, pionero en España. En total, se espera llegar a desplegar unas 80 unidades por la ciudad con el objetivo de revolucionar los sistemas de reparto de última milla. «Zaragoza se pone en el mapa mnacional e internacional como una ciudad abierta a quien quiera inventar el futuro», ha afirmado Azcón.

Presentación del proyecto Goggo Network de robots autónomos de reparto urbano en Zaragoza

Los robots se desplazan por las aceras como cualquier otro viandante a una velocidad de 5 kilómetros por hora y están equipados con todo tipo de sensores internos y externos, cámaras de altísima precisión y sistemas de inteligencia artificial para detectar peatones, animales y otros vehículos y sortearlos o detenerse en el caso de no poder avanzar. Sus potentes ruedas les permiten superar bordillos y otros obstáculos de la vía pública.

La seguridad es el aspecto fundamental. En ese momento empezarán a conocer las calles y las dificultades que se puedan encontrar, confirmar que no hay incidentes y para que los viandantes se familiaricen con los aparatos. Según la planificación de Goggo Network, en la primera semana habrá dos robots circulando en una calle, después se probarán 10 en la zona de Independencia, plaza de los Sitios y León XIII

Durante los siguientes dos meses se llegará a 20 robots con los que se analizará la viabilidad del proyecto. De este modo, a finales de septiembre se pensar en extender el servicio durante los nueve meses posteriores y llegar a los 80 robots. El horario de servicio es de 7.00 a 23.00.

Fuente: Heraldo