Valdepeñas, Viso del Marqués o Brihuega son algunas de las localidades de Castilla-La Mancha donde los parasoles se han abierto para dar sombra a los viandantes y embellecer zonas comerciales y de hostelería.

Los paraguas también son para el verano, también en La Mancha, como desde hace ya ocho años viene mostrando la localidad ciudadrealeña de Valdepeñas, en la que con la llegada del estío se abren para ofrecer un respiro en sus calles, a la vez que se convierten en reclamo turístico.

Y es que ya no hay visita veraniega a la Ciudad del Vino en la que falte la foto de las ordenadas hileras de paraguas que llenan de color y animan la zona comercial valdepeñera.

Una iniciativa que se ponía en marcha en 2014 como medida de apoyo al comercio y la hostelería, pero también como un reclamo turístico que ha terminado convirtiéndose en un clásico, verano tras verano, en las redes sociales.

Propuesta que en esta edición de 2022 regresa en cierto modo a sus orígenes, apostando por una combinación multicolor en todas las calles. La única excepción es la calle Virgen, en la que se ha querido hacer un guiño de solidaridad al pueblo ucraniano, abriendo paraguas con los colores de su bandera en un tramo y en otro con los de España.

La calle Virgen de Valdepeñas luce este verano los colores de las banderas de Ucrania y España en sus paraguas.

Este año son más de 4.000 los paraguas que cubren las calles más comerciales de la Ciudad del Vino: Balbuena, Juan Alcaide, Castellanos, Escuelas y Real con una hilera multicolor que las sombrea; mientras que en Pintor Mendoza y Cristo la zona de sombra se amplía mediante la instalación de toldos.

Paraguas que ya son seña de identidad de los veranos valdepeñeros y que también este año, tras las Fiestas de la Vendimia y el Vino, con la llegada del mes de septiembre, se cerrarán y descolgarán igualmente con un objetivo, el solidario, puesto que serán donados a una asociación sin ánimo de lucro para su venta al precio de un euro.

Aunque la localidad ciudadrealeña haya logrado hacer de esta iniciativa un motivo en sí para visitarla, no es la única población en Castilla-La Mancha que se sirve también de este recurso en sus calles. No con un despliegue tan amplio como el valdepeñero, pero sí lo suficiente para proporcionar algo de sombra, poner un toque de color a sus vías y ser también fotografiados.

Este es el caso de la alcarreña Brihuega, que en julio se viste de tonos violetas para celebrar su Festival de la Lavanda. Semanas en las que sus calles se adornan con distintos elementos del color que evoca los campos en flor, entre los que también se encuentran paraguas abiertos para sombrear algunas zonas de la villa medieval.

Paraguas violeta en la alcarreña Brihuega durante el Festival de la Lavanda.

O la ciudadrealeña Viso del Marqués, que este año se ha sumado también a esta iniciativa, colgando en una de sus calles más céntricas estos paraguas decorativos, no solo con el objetivo de dar sombra, sino también de impulsar el nombre de la localidad y atraer visitantes, a través de las fotografías de esta propuesta en redes sociales.

En total son medio millar de paraguas los que se han colocado este verano, y al igual que su vecina Valdepeñas, al terminar la temporada aquellos que se encuentren en mejores condiciones serán cedidos a una asociación o colectivo del municipio.

Pero no solo de paraguas se abren en pueblos y ciudades castellanomanchegas para crear la tan buscada sombra en estos meses de verano, ya que también hay otras iniciativas similares, aunque teniendo como elementos para el sombreo originales toldos.

Un original toldo compuesto por mandalas de ganchillo cubre la plaza del Ayuntamiento de Corral Rubio (Albacete). – PUNTADAS AL VIENTO

Una de estas localidades es la albaceteña Corral-Rubio, donde en su plaza del Ayuntamiento luce desde hace unas semanas un toldo realizado con mandalas de ganchillo, tejido con cariño y dedicación por una treintena de mujeres, todas ellas coordinadas desde el proyecto Puntadas al Viento.

Iniciativas originales para crear zonas de sombra, dar un toque de color a las calles y atraer visitantes.

Fuente: periodicoclm