Saltar al contenido

Más a granel y menos residuos: las tiendas se adaptan al nuevo Real Decreto de Envases

La medida aprobada en el Congreso de los Diputados fomenta la reutilización de recipientes, la reducción de residuos y la promoción de los productos al peso. En Aragón hay una decena de comercios que venden a granel

  

El 1 de enero entró en vigor el nuevo Real Decreto de Envases y Residuos de Envases aprobado el 27 de diciembre en el Congreso de los Diputados. La normativa pretende potenciar la economía circular a través de la reducción de este tipo de materiales, su reutilización y la promoción de una venta a granel por parte de las superficies de más de 400 metros cuadrados. Unas características con las que ya trabajan actualmente una decena de comercios en Aragón dedicados a la venta al peso de alimentación y productos de higiene.

El Real Decreto 1055/2022 establece un marco regulatorio que se adapta al nuevo modelo económico y medioambiental que aplica la Directiva de la Unión Europea (UE). El texto, en vigor desde hace más de 20 años, incluye una revisión de la actual normativa. Las empresas deberán decir cuántas botellas de plástico ponen en el mercado, lo que acaba con una contabilidad realizada por la industria. El nuevo reglamento sigue la línea de la Ley de Residuos

Medidas del Real Decreto de Envases y Residuos de Envases
  • Prevenir y reducir los residuos de envases: El texto final de este Real Decreto 1055/2022 implanta objetivos nacionales de carácter orientador. Son los mismos que los de la Ley de Residuos y Suelos Contaminados para una Economía Circular. Además, establece el objetivo de reducción del 20% para las botellas de plástico de un solo uso respecto a los niveles de 2022 para el año 2030.
  • Fomentar la venta a granel de alimentos: Los comercios minoristas de alimentación deben fomentar la venta a granel de alimentos. Los comercios cuya superficie sea igual o mayor a 400 metros cuadrados destinarán al menos el 20% de su área de ventas a la oferta de productos presentados sin embalaje primario, incluida la venta a granel o mediante envases reutilizables.
  • Aumentar la reutilización de envases: Los comercios minoristas de alimentación que vendan a granel alimentos y bebidas deberán aceptar el uso de recipientes reutilizables por parte de los consumidores, que serán los responsables de su acondicionamiento y limpieza.
  • Promocionar el reciclado y marcado de los productos: El Real Decreto 1055/2022 fomentará la utilización de materiales obtenidos a partir de residuos de envases reciclados. Además, se establecen los porcentajes recomendados de plástico reciclado en los envases para los años 2025 y 2030, que sí serán obligatorios.
  • Responsabilidad Ampliada del Productor (RAP): Se deberá establecer en las contribuciones financieras a afrontar por los productores una bonificación cuando el producto cumpla criterios de eficiencia. Si no se ejecutan, se establecerá una penalización cuando el producto incumpla estos criterios.
Envases reutilizables. / Pixabay
Diez tiendas a granel en Aragón

Con los brazos abiertos y sin grandes cambios llegan estas medidas a los diez establecimientos de Aragón que venden a granel. Negocios que ya nacieron con la intención de minimizar el impacto de los plásticos y comprar únicamente las cantidades que luego consumiremos para evitar despilfarro de alimentos. Y no solo comidas y bebidas, también higiene. 

Verde Granel fue la primera tienda de este tipo en la Comunidad. Abrió hace nueve años vendiendo detergentes, aceites, jabones y otros productos de limpieza. Su propietaria, Cristina Cano, asegura que a este rincón del barrio de La Almozara «viene gente de toda Zaragoza y también de fuera de la provincia». Aquí, los clientes llevan sus propios recipientes y es ella quien sirve las cantidades. «Para los líquidos, por ejemplo, sí que facilito bolsas de plástico, pero suponen mucho menos impacto que el equivalente a distribuir esos productos en las habituales botellas«. 

Una filosofía con la que comulgan en DeTarros, tienda a granel de alimentación situada en pleno centro de la capital aragonesa. «Si los clientes traen sus propios envases, les hacemos un descuento del 5% en la compra«. Es la medida que ha puesto en marcha su propietaria, Lidia Vicente, para fomentar la reutilización y disminuir los residuos. 

En Huesca, la tienda Pura Vida va un paso más allá. Su gerente, Daniel Garzas, nos asegura que el modelo «funciona muy bien entre los clientes», a los que además ofrecen charlas, talleres y degustaciones sobre productos ecológicos y la necesidad de poner en marcha la filosofía del «cero desperdicio». «Somos una tienda ecológica y el tipo de clientela que viene ya se preocupa por el medio ambiente. Influye mucho para ellos esa política de envases y nos comentan que están a favor de esta medida», afirma Garzas sobre el Real Decreto.

Fuente: cartv.es

AGECU