Saltar al contenido

Las olas de calor están reduciendo el gasto de los turistas en España

Un nuevo estudio confirma que todos los negocios, menos las farmacias, pierden ventas cuanto más suben las temperaturas

El calentamiento global está reduciendo el gasto que hacen los turistas durante sus vacaciones en España. No es una proyección de futuro, sino una realidad del presente. Así lo establece un informe de CaixaBank Research en el que se ha analizado el gasto realizado con tarjetas de banco y que demuestra que ya existe una correlación clara entre el crecimiento del gasto turístico y la temperatura media.

“El gasto turístico ha crecido más en los municipios menos cálidos de España. En particular, creció cerca del 45% en los municipios que registraron temperaturas medias más bajas (por debajo de 17 grados). En cambio, el gasto turístico solo creció en torno al 25%-35% en los municipios con temperaturas medias más elevadas (por encima de 23 grados)”, señala el informe, publicado hace escasos días.

Pérdida de turistas según el aumento de temperaturas
Pérdida de turistas según el aumento de temperaturas / JRC

El estudio analiza también cómo afecta el calor al gasto turístico dentro de un mismo día, es decir, en función de la hora. Así, cada grado de desviación de la temperatura media provoca una bajada del 0,27% del gasto turístico entre las 12 y las 17 horas, y una subida del 0,27% de ese gasto entre las 22 y las 7 horas. Es decir, que se está gastando cada vez menos cuanto más calor hace.

“En días de temperaturas extremas observamos una bajada del gasto turístico agregado (-0,12% por cada grado) y una redistribución del gasto hacia las horas menos cálidas”, añade.

Durante las oleadas de calor, todos los negocios turísticos pierden ventas. Los restaurantes bajan un 0,16% por cada grado de aumento de temperatura, pero en el caso de los locales de ocio la bajada es de un 0,34% por cada grado. Curiosamente, los supermercados no se benefician de la caída del gasto en restauración y caen también un 0,13%. “El único sector analizado que se beneficia de las oleadas de calor son las farmacias, que facturan un 0,06% más por cada grado por encima de la media histórica”.

El único sector analizado que se beneficia de las oleadas de calor son las farmacias

En vista de esta situación y, sobre todo, de que el calor irá en aumento, el informe aconseja a la industria turística apostar por la innovación y la adaptación a los cambios climáticos en curso.  “Estrategias específicas como promover actividades acuáticas durante las partes más cálidas del día, mejorar las instalaciones de sombra y enfriamiento en las playas y desarrollar mercados o eventos nocturnos pueden ayudar a mitigar los efectos del calor. Para las áreas rurales, promover actividades naturales a primera hora de la mañana o por la noche, y diversificar las ofertas turísticas para incluir más opciones interiores, podría ayudar a mantener el interés y el gasto turístico”.

Bañistas en una playa de Alicante
Bañistas en una playa de Alicante / HÉCTOR FUENTES
España perderá cada vez más turistas

No es el primer informe que se ocupa de las consecuencias turístico del actual proceso de calentamiento global. El pasado verano, un grupo de científicos del Joint Research Centre (JRC) de la Comisión Europea publicó un amplio estudio en el que España no sale precisamente bien parada cuando se analizan las previsiones de futuro.

Para el conjunto del año, en los escenarios de una subida de temperaturas de 3 y 4 grados centígrados, se producirá un caída de la demanda turística del 1,6% y del 3,1%, respectivamente, y ello, a pesar de que habría una ligera subida de esa demanda turística entre octubre y mayo.

Lo peor de todo ocurriría durante los meses de julio y agosto, cuando el informe de JRC prevé una caída de la demanda turística de casi el 10% en el supuesto de una subida de 3 grados y de más del 15% en el escenario de 4 grados de más.

Un anterior informe prevé una caída de la demanda turística en España de casi el 10% con una subida de 3 grados y de más del 15% en el escenario de 4 grados de más

De hecho, España es el país de Europa que más perjudicada puede salir por el calentamiento global y, dentro de ella, hay algunas comunidades que figuran en rojo en los mapas: Baleares y Murcia. Allí se esperan caídas en la llegada de turistas superiores al 5% en el conjunto del año, según el informe de JRC.

Esta es una realidad que ya se ha empezado a notar desde hace algunos años, cuando zonas del norte están viendo aumentar la llegada de turistas durante los meses de verano, paralelamente a un claro estancamiento registrado en destinos típicamente estivales de nuestro país, que es, precisamente, donde más están golpeando las altas temperaturas.

Fuente: El Periódico de España

AGECU - Asociación Española para la Gerencia de Centros Urbanos