Saltar al contenido

Imaginarium, Poly…los cierres en el sector juguetero se ceban con las cadenas más icónicas

Toys R Us estuvo cerca de desaparecer en 2022, pero el grupo italiano PRG retail salvó a la compañía.

El sector del juguete no atraviesa su mejor momento. En las últimas semanas dos icónicas cadenas han mostrado las debilidades de un mercado en el que la venta online con gigantes como Amazon a la cabeza y las nuevas tecnologías han dado la puntilla. Así, Imaginarium ha anunciado su salida de España, mientras que Poly Juguetes espera que un inversor salve a la compañía que presentó el concurso de acreedores, tal y como adelantó EL ESPAÑOL-Invertia. Años atrás Toys R Us estuvo al borde de desaparecer también.

De estas tres empresas, Imaginarium ha sido la última en caer con el final más dramático de todos. El pasado martes anunció su cierre definitivo en España a través de Facebook. “Hemos aguantado hasta el último momento, hasta nuestro último aliento, para ‘pulsar el botón’ y decir adiós”, señalaron. 

La compañía llegó a tener 420 tiendas en 20 países. Pero en España se quedó con cinco tiendas abiertas y 101 empleados en 2021, año en el que anunció el cierre del resto de sus tiendas y un Expediente de Regulación de Empleo (ERE). 

El peso nostálgico de Imaginarium en el consumidor es muy alto ya que desde la apertura de la primera tienda en Zaragoza en 1992 se hizo muy famosa por su principal seña de identidad: la colocación de las dos puertas para entrar a sus tiendas, una para adultos y otra para niños.

La empresa llegó a cotizar en el Mercado Alternativo Bursátil. Sin embargo, la gestión empresarial dejó a la compañía al borde de la disolución. Situación que ha ido salvando en los últimos años gracias a la llegada de un grupo de inversores internacionales liderados por Federico Carrillo Zurcher. No obstante, la deuda no dejó de crecer, mientras que la pandemia ya dejó muy tocada a la compañía.

Por su parte, Poly Juguetes va camino de experimentar el triste final de Imaginarium. El pasado 18 de marzo, el Grupo Teal Retail, propietario de la empresa desde 2018, anunció a la plantilla la puesta en marcha de un concurso de acreedores junto con un despido colectivo. Este afectaría a 186 trabajadores que trabajan en sus 28 tiendas, además de almacenes y oficinas. 

El grupo británico alegó la inviabilidad de la empresa por las pérdidas acumuladas de la compañía que superan los 15 millones. Además, dos de los auditores de la juguetera ya dudaron de su viabilidad. Aún así, tanto la dirección como una parte de la plantilla esperan que un inversor vuelva a salvar a la compañía. Algo que ya ocurrió en los dos concursos de acreedores anteriores (2012 y 2018). 

“El equipo directivo de Teal retail Spain (Poly juguetes), sigue apostando por la viabilidad del negocio y por lo tanto cuenta con que toda la plantilla pudiera mantener sus puestos de trabajo”, aseguró en su cuenta de LinkedIn Pablo Badía Merino, director general de The Entertainer (perteneciente a Grupo Teal).

El directivo afimó que no se han cerrado tiendas todavía. No obstante, fuentes sindicales señalan a este medio que está ocurriendo todo lo contrario. Cabe recordar que en 2023 se echó el cierre a seis locales y en 2024 a uno de momento.

Poly Juguetes espera que el desenlace de su historia sea más parecido al de Toys R Us. En 2022, la cadena de juguetes solicitó que se iniciara un concurso de acreedores con el objetivo de garantizar la viabilidad y el futuro de la empresa y salvaguardar el máximo número de empleos en España. En ese momento contaba con 46 tiendas en España y 11 en Portugal y una plantilla de 891 trabajadores.

Ese mismo año, PRG Retail Group compró los activos de Toys R Us Iberia, a través de sus filiales en España y Portugal, asegurando la continuidad de la marca, propiedad de WHP Global hasta la fecha.

Tienda de Toys R Us en imagen de archivo.

Tienda de Toys R Us en imagen de archivo.

Además, el grupo italiano, propietario de Prénatal, ha decidido fusionar ambas enseñas: Prenatal y Toys R Us. Esto dará lugar a otra empresa bajo la marca Prénatal Retail Group Iberia, según publicó ‘El Economista’. 

La estrategia del grupo contempla la apertura también de tiendas de Toys R Us este año, así como potenciar el nuevo modelo de Toys R Us Express dentro del mencionado plan con la apertura de otras dos tiendas bajo este formato. 

El sector

Ante esta situación cabe preguntarse qué está pasando. “La competencia con la compra online y que los niños ahora quieren más tecnología están detrás de estos cierres”, señalan fuentes del sector. Además, hay otros dos factores más: la baja natalidad hace que cada vez haya menos niños y la propia ordenación del sector. 

En 2022 (dato más actualizado) el censo de fabricantes estaba constituido por 276 empresas. Estas empresas ocupan directamente a más de 5.600 personas (más de 20.000 de forma indirecta). La mayoría de empresas (134) son microempresas que, además, están especializadas en algún tipo de juego. Son las tradicionales tiendas de juguetes de barrio. Y las grandes son la minoría: siete en 2022. Cifra que con estos cierres anunciados se vuelve a rebajar. 

Estos datos son los más actualizados por la Asociación Española de Fabricantes de Juguetes (AEFJ). El ente señala que el sector del juguete facturó 1.699 millones de euros en 2022, un 0,4% más que en 2021. Cifras que muestran el estancamiento del sector en los últimos años.

Fuente: elespanol.com

AGECU - Asociación Española para la Gerencia de Centros Urbanos