Saltar al contenido

Consumo abre expediente a varias empresas de comercio electrónico por posibles rebajas engañosas en Black Friday

El ministerio asegura que varios grandes operadores habrían aumentado los precios sus artículos antes de aplicar el descuento

El ministerio de Derechos Sociales y Consumo abre expediente sancionador a varios «grandes operadores» de comercio electrónico por haber aplicado rebajas engañosas en la campaña de Black Friday. Presuntamente, las empresas de comercio electrónico habrían subido el precio de varios productos antes del Black Friday para luego rebajarlos a su precio original.

La práctica por la que la Dirección General de Consumo ha acordado iniciar expedientes sancionadores por presuntas prácticas desleales de engaño en la venta online, supondría una infracción de la Ley General para la Defensa de Consumidores y Usuario, informa el Ministerio.

La sanción, en caso de darse, podría derivar en infracciones graves con multas de hasta 100.000 euros, cantidad que se puede sobrepasar hasta alcanzar entre cuatro y seis veces el beneficio ilícito obtenido.

El ‘boom’ de estas operaciones dispara los ingresos de la banca pese a haber bajado las tasas

Por ejemplo, en la investigación, Consumo ha detectado que, entre el 15 y el 20 de noviembre de 2023, un operador ofertaba un televisor por 526,99 euros y el 21 de noviembre, el operador subió el precio del televisor hasta los 629,99 euros. Coincidiendo con el Black Friday, entre el 22 y el 28 de noviembre volvió a bajar el precio del televisor de nuevo a los 526,99 euros.

«De esta forma, las personas consumidoras se exponen a la falsa creencia de poder adquirir un producto con una rebaja de 103€, algo que no se corresponde con la realidad ya que se elevó su precio en los días previos», lamentan desde el Ministerio de Pablo Bustinduy.

Rebaja sobre el menor precio del mes

En este sentido, desde Consumo recuerdan que, según el artículo 20 de la Ley de Ordenación del Comercio Minorista, «siempre que se oferten artículos con reducción de precio, deberá figurar con claridad, en cada uno de ellos, el precio anterior para poder llevar a cabo una correcta comparación. En este caso, la ley también indica que el precio anterior debe ser el precio menor que hubiese sido aplicado sobre productos idénticos en los treinta días precedentes».

La investigación comenzó en el mes de octubre de 2023 y coincidiendo con Black Friday, cuando las autoridades monitorizaron de forma diaria un total de 1.140 productos. Tras esta «se han constatado presuntos incumplimientos referidos a diversos operadores de comercio electrónico».

Según ha informado el Ministerio, a dos de las grandes empresas investigadas ya se les ha abierto expediente sancionador, mientras que para el resto la investigación sigue abierta.

«Los operadores investigados comercializan con una amplia gama de productos (electrodomésticos, electrónica, deportes o cosmética) que pueden adquirirse en tiendas y en grandes superficies», comunican.

Fuente: ABC

AGECU - Asociación Española para la Gerencia de Centros Urbanos